,

Internacional Erasmus Staff Week 2015 en Universidad de Tampere Finlandia #UTAstaffWeek

[If you want you can read my experience in English Version]

La Universidad CEU Cardenal Herrera ofrece a todos sus empleados la posibilidad de realizar una estancia de una semana en una universidad europea con el fin de formarse y descubrir nuevas formas de trabajar, establecer sinergias y contactos con compañeros europeos.


El proceso de selección no suele ser fácil pues requiere que te acepten en la universidad de destino, además no todos lo programas de intercambio ofrecidos son de interés para tu puesto de trabajo. Recomiendo visitar IMOTION para estar informado de todas las estancias internacionales ofrecidas. Sin duda es una oportunidad para ampliar y desarrollar tus habilidades y competencias profesionales.

En mi caso mi destino me tenía preparado: la Universidad de Tampere, Finlandia.

Una estancia internacional es sinónimo de aprendizaje y crecimiento. Cuando sales fuera te enfrentas a 4 variables: El idioma, el choque cultural ante un nuevo entorno, las personas que te acompañarán y el clima.

La primera variable el idioma

Las universidades competimos en un entorno cada vez más internacional y eso requiere de formación y práctica en idiomas. La mejor academia está sobre el terreno, irse fuera te permite desarrollar en plenitud tus capacidades lingüísticas. Es una sensación muy gratificante la de hacerse entender y entender a otros compañeros de diferentes países. Es muy reconfortante descubrir otras formas de pensar y expresarse, el idioma es capaz de acercarte a compañeros que trabajan en las mismas áreas que tu. Por supuesto, requiere de esfuerzo pero salir de tu área de confort es la mejor forma de crecer en todos los ámbitos.

La segunda variable el entorno

Tampere es una ciudad pequeña, a pesar de ser la tercera ciudad en orden de importancia en Finlandia. Esto es una ventaja puesto que te permite desplazarte cómodamente por toda la ciudad. Si eres una persona amante de la naturaleza, de los lagos, de la tranquilidad, libre de la contaminación y de la ausencia de sobresaltos, Tampere es tu ciudad. Lo que más llama la atención al visitante es que es una ciudad que está rodeada por dos lagos: el Näsi (o Näsijärvi) y el Pyhä (o Pyhäjärvi). Al igual que en Valencia, la gente hace uso de bici para desplazarse cómodamente por la misma, también es común ver a gente practicando deporte en mayo por los verdes parques que rodean el casco urbano.

Otro aspecto del entorno sería el sistema educativo finlandés que es sin duda envidiable y los finlandeses están orgullosos de ello. Apuestan por la igualdad y porque todo el mundo tenga acceso a los estudios. Se preocupan mucho por hacer énfasis de su sistema de igualdad de oportunidades.

Escuchando a sus autoridades académicas descubrí que mi universidad no tiene nada que envidiar a su sistema de clases, caracterizada por alcanzar la excelencia a través de grupos reducidos y enfocados a la participación y práctica de sus estudiantes.

Visitamos DEMOLA un entorno colaborativo que trabaja en contacto directo con la Universidad, y que se encarga del desarrollo en habilidades emprendedoras de los alumnos. Este tipo de alianzas con incubadoras, startup y espacios de coworking es un área en el que mi Universidad desde la unidad de “CEU emprende” está también hábilmente desarrollando.


Es destacable su programa "All brigth" enfocado al desarrollo y captación de Talento nacional e internacional. Están haciendo considerables esfuerzos en atraer y retener gente brillante que aporte valor a la ciudad.

La tercera variable las personas

El carácter finlandés es organizado, disciplinado, geek, amante de la lectura y la tecnología, solitario y autosuficiente. Es gente muy amable y dispuesta a ayudarte siempre que puedan. Mi visión personal es que los finlandeses son buenas personas pero que son extremadamente introvertidos, si pueden hacerlo solos no te pedirán ayuda. Son muy independientes y procuran sacarse sus propias “castañas del fuego”…

A este factor hay que añadir que a los encuentros internacionales acuden personas de otras universidades y de otro países, este factor le añade un gran valor añadido puesto que no solo convives con finlandeses, sino que en mi caso compartí experiencias con polacos, indios, lituanos, griegos, alemanes, franceses, etc… factor que te aporta una visión global y te abre la mente a múltiples interpretaciones de tus áreas de trabajo. Agradezco a todos mis compañeros sus enriquecedoras experiencias.


La Universidad de Tampere organizó una serie de Workshop clasificados por áreas de interés. Interesantes talleres, todos ellos contados en primera persona por personal o colaboradores de la Universidad. Hasta Ahora la Universidad de Tampere no había necesitado hacer uso del marketing por la calidad de su sistema educativo, pero han comenzado a darse cuenta que descuidar este aspecto es cerrarse puertas al ámbito internacional. Me sorprendió gratamente la preocupación por la comunicación y el marketing de países como Lituania, volcados en cuerpo y alma a la promoción e internacionalización de sus universidades.  



La última de las variables el CLIMA

Con bajo nivel de polución ambiental y un 80% de humedad la primera sensación al llegar era la de estar en alta montaña. Por supuesto, el clima sería el ingrediente que impregna a todos los aspectos anteriormente señalados. Es obvio que el clima afecta al carácter de los finlandeses, el frío extremo que alcanzan en invierno es sin duda un factor de su autosuficiencia.

Me sorprendió lo cortas que son las noches, en mayo anochece a las 11 P.M y amanece a las 4 A.M, no usan persianas porque se congelarían, lo cual complica evitar que entre la luz en el tiempo de sueño.

Es de destacar el cuidado diseño de sus numerosas bibliotecas y museos. Son espacios muy agradables y convenientemente aclimatados puesto que son lugares de uso frecuente entre la población finlandesa.

Lo primero que sorprende a los visitantes al acceder al Hall de la Universidad es un gran espacio lateral que funciona de "Gran Guarda Ropia" para que los alumnos puedan colgar sus abrigos. Es una sociedad muy civilizada donde por lo general nadie roba nada. Otro aspecto curioso es que las universidades disponen de pasillos aéreos aclimatados para conectar sus edificios entre sí.

Culturalmente hablando merece especial mención la experiencia de la Sauna en Kaupinoja, puesto que en España no es una práctica habitual. La Universidad de Tampere nos invitó a integrarnos en su cultura viviendo algo tan intrínseco para ellos como es la sauna, acompañado a su vez del tradicional y refrescante baño en el lago Näsijärvi, todo ello con el broche de una suculenta cena y un atardecer digno de los mejores cuentos. Fue una experiencia que sin duda recordaré toda mi vida.


Finalizo este punto con una mención especial a su gastronomía. Ni que decir tiene que ir a cenar por ahí como todo en Finlandia es caro. El ocio es prohibitivo para el común de los mortales. Los estudiantes puede aprovechar los comedores universitarios y sus menus (Lounas) con precios realmente baratos en comparación con el resto. El salmón está muy sabroso. Todo lo acompañan con salsas. La patata y el pepino también son ingredientes frecuentes en sus platos. Tiene un dulce que tiene forma de donut y que lo llaman Munkkis y que está verdaderamente delicioso. Por lo general son comidas calóricas que permiten subsistir en el duro y frío invierno.

En conclusión, recomiendo este tipo de estancias puesto que son una escuela de vida que aportan gran valor tanto personal, como cultural y profesional, dejando patente la importancia de establecer colaboraciones y el fomento del networking entre universidades. Termino agradeciendo a todas las instituciones, personas, departamentos que han hecho y hacen posible este tipo de intercambios.

0 comentarios:

Publicar un comentario